lunes, 16 de noviembre de 2009

Espacio de cuentos




Espacio de cuentos...




Hoy leeremos un cuento corto y sencillo, al que llamé "La salida semanal".


Nació el 11 de noviembre de este año en mi escritorio.


Esperamos que su lectura sea placentera para cada uno de nuestros visitantes brugess.


Sin más preámbulos, ahí va...




La salida semanal.


Hola, seguro te sorprende esta carta. Bah, en realidad no sé si tenés capacidad para sorprenderte todavía.
Sigo bastante bien allá donde estoy desde hace años. Alguna vez fuiste a visitarme. Si, exactamente una sola vez. “Te hacía mal verme así”, decías. Sabíamos que los compromisos no eran para vos.
Siempre preferiste poner la otra mejilla y no el hombro para consolar. Yo al revés, prefería el hombro a la mejilla. Cuestión de zona del cuerpo será.
Bueno, te cuento que hoy me dejaron salir un rato. Ya hace un tiempo que me dejan dar un paseo sola. Una vez por semana, no más. Pero bueno algo es algo.
No estoy mal allá. Tengo mucha gente alrededor. Algunos hablan solos, o se ríen, o lloran. Yo los miro, y a veces los imito. Hablo sola, me río o lloro.
Al principio fue duro estar ahí.
Lo bueno del lugar es que tiene jardines hermosos llenos de rosas rojas, como las que me gustan. Y muchos ventanales. Mal no me tratan. Tengo comida, una habitación para mí y lo mejor fue que el día que me llevaron no me separaron de mis libros. ¡Cuántos que son! Los conté: doscientos cincuenta y uno.
Seguro te imaginás que los leo y releo mil veces. Y también sigo escribiendo. Para Navidad suelen regalarme alguna novela o unos cuentos, como saben que me gustan.
A veces leo algunos de mis escritos a mis compañeros, creo que
no me entienden, pero igual me aplauden.
Y así es mi vida hoy.
Yo hubiera querido venir antes a dejarte esta carta, pero viste que te digo más arriba que hace poco que me dejan salir.
Y no me pareció muy adecuado venir acá en la primera salida. No porque me faltaran ganas sino porque pueden llegar a pensar que estoy loca. Y no quiero que piensen eso, me da cosa viste. La locura nunca fue mi fuerte. Lo hablamos muchas veces, seguro que te acordás.
Me tengo que ir. Te dejo la carta en un sobre impermeable. El hombre de la librería me dijo que era impermeable y que el papel iba a durar un tiempo sin ajarse o echarse a perder.
Creo que te conté que hubiera venido antes pero es que recién empecé a salir hace unas semanas.
Está linda la lápida con tu nombre en letras doradas y aunque los claveles están marchitos no importa. Seguro que en estos días alguien vendrá a poner unos nuevos. Siempre lo hacen, así dicen.
No te pido que me contestes, no es tu fuerte la escritura. Y además si te pidiera que me escribas ahora, ahí sí que dirían que estoy loca y es capaz que me quitan las salidas semanales.
¿Te dije que me dejan salir una vez por semana desde hace un tiempo?



Graciela Amalfi.

17 comentarios:

  1. MUY LINDO GRA!!!! ME SORPRENDIO DEL PRINCIPIO AL FIN. NO SABER DE DONDE VIENE NI HACIA DONDE VA Y TENERTE ATENTA HASTA EL FINAL, QUERER RELEERLO, SON ALGUNA DE LAS COSAS QUE PASARON POR MI. PORFI....SEGUI ESCRIBIENDO!!!!!! BESOS

    ResponderEliminar
  2. Precioso relato, muy bien construido, la historia perfecta. Te seguiré leyendo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. La muerte y la cordura perdida:
    De la primera hay que huir todos los días; de la segunda, también.
    Escrito correcto en el que se conjuntan estas dos calidades del ser humano.

    ResponderEliminar
  4. Atrapante.
    Un final inesperado...no imaginé que le hablaba a alguien en ese estado.
    La sensibilidad rezuma desde tus poros. Puede sentirse.
    Me encantó!!!!

    ResponderEliminar
  5. Graciela!!!
    No soy "Anónimo". Soy la Seño de Facu.
    Un beso.
    Grace.

    ResponderEliminar
  6. Graciela, despues de lee tu escrito, reflexiono y digo que todos somos locos, pero creo que pocos tenemos la virtud deexpresar esa cualidad.
    Jorge amalfi

    ResponderEliminar
  7. Hermoso cuento Graciela (Belinda), te felicito.

    ResponderEliminar
  8. harmosooooooooooooooooo muy bueno lo tuyo grace !!!!!!! segui escribiendo que te sale muy bien besos maru

    ResponderEliminar
  9. LA VERDAD GRACIELA, ME QUEDE PENSANDO, NO IMAGINE EL FINAL, MUY PERO MUY BUENO CARIÑOS

    ResponderEliminar
  10. Gra: pedazote de definición! me fui con ella y su sobre y caí a tus pies... en la tumba.
    Celebro la palabra; y cerebro corazón y textura reinan en tu mundo.
    va un fuerte abrazo de un conmovido lector.

    ResponderEliminar
  11. me gusto mucho el cuento te atrapa te mantiene espectante . felicitaciones . dina

    ResponderEliminar
  12. Muy bueno Grace.Te tiene intrigada hasta el final.Cómo se te ocurrió?Besos,Clau

    ResponderEliminar
  13. Buenisimoooooo!!!!!!!! totalmente atrapante el cuento e inesperado el final. No dejes de escribir lo haces barbaro!!!!!!!!!!TKM besos Mabel G.

    ResponderEliminar
  14. Me pareció excelente. La locura no parece tanta. Un beso.Ricardo

    ResponderEliminar
  15. muy bueno, breve, profundo, y todo lo que dispara en mi imaginación.
    felicitaciones.
    Ángeles

    ResponderEliminar
  16. Buenísino. Sorpresivo el final, como debe ser. Una joyita.
    Me gustó también el comentario de Elsa en chino (?)muy clalo. Yo estoy de acueldo con ella.

    ResponderEliminar

Estadísticas